14/04/2011- El Central Lechera Asturiana se retira, aunque para nosotros son unos campeones
La decisión de retirarse de la BWR fué la seguridad. Aunque los daños en la cuaderna podían ser reparados por el equipo, la proximidad del invierno austral en la travesía del Pacífico y especialmente en el cabo de Hornos haría tremendamente dura y con excesivos riesgos la navegación

 

Durante la madrugada del lunes día 4 de abril, el Central Lechera Asturiana sufrió la rotura de una cuaderna. La primera reacción de Juan Merediz y Fran Palacio fue contactar con la dirección del equipo y con el patrocinador para tomar juntos la decisión más oportuna ante la incertidumbre que se estaba viviendo a bordo. Fue en ese momento cuando tanto el equipo directivo como el patrocinador mostraron una vez más todo su apoyo a los tripulantes que por motivos de seguridad pusieron rumbo a Nueva Zelanda. 

Hoy Merediz y Palacio afirmaban: “En la dificultad es cuando más agradecemos el apoyo que siempre nos muestra Central Lechera Asturiana y nuestro equipo. Nunca es fácil tomar decisiones como ésta. Pero la seguridad es la primera exigencia que nos pusimos todos juntos y el invierno austral se nos echa encima. Ése sí que es un problema sin solución".

Objetivo Gibraltar

El Hugo Boss avanza hacia el este a menos de ocho nudos y, a las 10:30, hora española, se encontraba a 700 millas de Gibraltar. Su velocidad es menor de la que se esperaba pues el anticiclón que le envía el viento del noreste se está debilitando.

Sin embargo, Wouter Verbraak y Andy Meiklejohn podrán encontrar todavía alisios portugueses para alcanzar el estrecho de Gibraltar el próximo lunes. Allí pueden tener levante fuerte, aunque esta previsión deberá revisarse los próximos días.

Este debilitamiento del anticiclón, unido a la formación de una baja que se va formar en las Azores y que se desplazará hacia el sur, va a afectar directamente al Fòrum Marítim Català ya que va a cortar el flujo de los alisios, creándole una zona de vientos confusos en el archipiélago canario. Sin embargo, Gerard Marín y Ludovic Aglaor pueden tener vientos portantes luego hasta Gibraltar, lo que les permitiría un rumbo directo y acortar muchas millas al Hugo Boss.

El We Are Water logrado salir de la vaguada en la que se encontraba inmerso las últimas semanas haciendo un decidido rumbo hacia el este. Esto le ha permitido alcanzar el viento del noreste que le envía la cuña occidental del anticiclón de Santa Helena.

Jaume Mumbrú y Cali Sanmartí han logrado pues escapar de la zona de ventolinas en la que estaban inmersos desde hace días frente a la costa brasileña. Ayer promediaron la velocidad más alta de los tres barcos que aún quedan en regata: de 9 a 10 nudos. Esta madrugada, Jaume Mumbrú y Cali Sanmartí han virado hacia el norte, rumbo a los ansiados alisios; les esperan unos cinco días de vientos de componente este antes de llegar a las calmas ecuatoriales.

Fuente:  www.barcelonaworldrace.org

 


  REAL CLUB NAUTICO DÉNIA - Tel.: +34 965 780 989 y +34 965 780 945